Desde Rialp a los pueblos de La Vall d´Assua

Desde Rialp a los pueblos de La Vall d´Assua

descripción Desde Rialp a los pueblos de La Vall d´Assua

Situación Rialp, Pallars Sobirà, Catalunya, España

Notable Notable




Dificultad Dificultad: Notable.

Distancia Total Distancia Total: 20, 9 Kms.

Altitud_Máxima Altitud Máxima: 1.390 mts.

Altitud_Minima Altitud Mínima: 630 mts.

Desnivel Desnivel Acumulado: 1.277 mts.

Tiempo Total Tiempo Total: 8 h.

Punto de Salida Punto de Salida: Rialp.

Punto de Llegada Punto de Llegada: Rialp.


Ficha Técnica de la Ruta: ¿Qué es el índice IBP?

 
Bonita ruta donde partiendo desde Rialp recorreremos algunos de los pueblos mas significativos de La Vall d´Assua: Altron, Saurí, Llessui, Sorre, Escàs i Surp. La ruta esta señalizada por marcas y círculos amarillos. La ruta no es difícil ya que discurre por senderos amplios pero presenta una cierta dificultad por sus continua subida hasta llegar a Llessui y los 200 mts de subida después de Escàs.

Índice MIDE ¿Qué es el MIDE?

 


 

Lo Mejor de Esta Ruta

  • Rialp: Las actividades económicas tradicionales eran la agricultura y la ganadería. Actualmente los principales ingresos económicos proceden de las pistas de esquí de Port Ainé, así como de otras actividades relacionadas con el turismo. La villa de Rialp tiene su origen en el castillo situado en un montículo a la derecha del río Noguera Pallaresa, desde donde se controlaba el paso hacia el valle del valle de Àssua y los valles del Alto Pallars. Se cree que en un principio era una torre o avanzadilla del castillo de Surp, el término municipal del cual llegaba hasta el río Noguera Pallaresa y el pequeño río de Sant Antoni. La población, que había estado cercada, conserva hoy en día la arcada gótica del Portal del “Torrente de San Antonio”, por donde pasaba el camino de la “Ribera” (hoy calle del Medio) y una de las torres de defensa, llamada de “Virós” hoy en día convertida en una vivienda particular. En el pasado Rialp era un pueblo de artesanos y sus gentes se dedicaban a diversos oficios, había sastres, carpinteros, músicos, agricultores,… Hoy en día la actividad principal del pueblo es el turismo. En invierno con el esquí y el resto del año con las actividades en el río (Rafting, barranquismo,…), esto ha llevado a una gran transformación de Rialp y de toda la comarca del Pallars Sobirá. Las industrias más importantes del municipio son las pistas de esquí de Portainé, el Hotel Condes del Pallars, el aserradero Fustes Sebastía y la embotelladora Agua del Pallars. Es de obligada visita la calle “del Medio” con sus porches medievales, la calle del Raval, las ruinas del castillo desde donde hay una magnífica vista de la población, la iglesia Nostra Senyora de Valldeflors. Dentro del municipio de Rialp cabe destacar la iglesia del pueblo de Surp (iglesia de San Acisclo y Santa Victoria) de estilo románico lombardo. Su retablo, sus imágenes y sus pinturas hoy se encuentran repartidas entre el museo diocesano de Urgel (Seo de Urgel), en el “Museo de Arte de Cataluña”(MNAC) y en el “Art Museum” de la ciudad de Toledo (Ohio) (EUA). Esta iglesia se encuentra actualmente en fase de mantenimiento y recuperación. En el pueblo de Roni hay que destacar la iglesia de San Cristóbal y la capilla de San Miguel (carretera dirección Port Ainé). En Beraní podemos encontrar los restos de la iglesia de San Serni y las ruinas de “San Juan de Colinos”.
  • Surp: Hasta 1970 fue capital del municipio. Está situado en la vertiente meridional del Serrat de Cortinos, cerca, en el noroeste y encima del actual jefe del municipio, la villa de Rialp. Es elevado a la derecha del Noguera Pallaresa ya la izquierda del torrente de San Antonio. Su iglesia parroquial, románica, está dedicada a Sant Iscle y Santa Victoria. De ella dependen el oratorio de San Joaquín y Santa Ana de Casa Bertran y la capilla de San Quiri de Surp. Surp está situado en una cuesta, con las casas escalonadas y fuerza agrupadas. Entre ellas forman tres calles y una plaza, pero con un aspecto indudablemente de antigua villa cerrada. La iglesia parroquial de Sant Iscle y Santa Victoria y el cementerio parroquial son en el extremo meridional, en el lugar más bajo, del pueblo. La iglesia de Sant Iscle y Santa Victoria se encuentra aislada en las afueras del núcleo de Surp, junto al cementerio. Es una construcción de una sola nave seguida de un arco presbiteral y que enlaza con un ábside semicircular, decorado exteriormente con arcos y bandas lombardas que lo dividen en tres sectores. En el sector central, una ventana de arco de medio punto abocinada ilumina el interior. La nave está cubierta por un envigado de madera de perfil poligonal. La nave ha sido alterada por añadidos posteriores: una capilla y la sacristía, en el lado norte, y una capilla y el espacio del baptisterio junto a mediodía. A los pies de la nave se abre la puerta de factura moderna muy sencilla, formada por un arco rebajado. Al norte de esta, se levanta la magnífica torre campanario de sección cuadrangular y constituida por dos pisos separados en el exterior por arcos y una ventana en cada una de las cuatro caras de la torre. Las ventanas del primer piso son geminadas mientras que las del piso superior son sencillas. Actualmente, algunas se encuentran cegadas. Corona el campanario un pequeño capitel de pizarra a cuatro aguas. Los paramentos son construidos con piedra tallada en bloques paralelepípedos de reducidas dimensiones. Las pinturas murales románicas que la decoraban se encuentran repartidas entre el `Museo Diocesano de Urgell, el Museo Nacional de Arte de Cataluña y el Museo de Arte de Toledo en Ohio (EEUU).
  • Llessui: es un pueblo del término municipal de Sort, en la comarca del Pallars Sobirà, en el Pirineo catalán. Hasta 1976 fue jefe de un municipio independiente, anexionado en Sort ese año. Comprendía también el vecindario de la Torre y el pueblo y el monasterio de Saurí. Es el noreste de Sort, en el Valle de Àssua, a 1.417,3 metros de altitud, entre el cerro de Torena (1677 m) y la orilla izquierda del barranco de Pamano, en la falda del macizo del Montsent. El pueblo de Llessui, junto con otros lugares del valle de Àssua y el Batlliu de Sort inspiraron al escritor Jaume Cabré para escribir la exitosa novela Las voces del Pamano (Proa, 2004). Entre los elementos destacables de Llessui se encuentran las ruinas de la iglesia parroquial de San Pedro y los restos de la capilla de San Salvador. También había habido, en los entornos de Llessui, el Castillo de Torena y el de la Torre. El casco antiguo es presidido por la iglesia parroquial de San Pedro, de la que hoy en día queda únicamente la fachada de poniente, el campanario, los muros perimetrales del lado sur y el cuerpo del ábside. Cabe destacar la peculiaridad del campanario: es de los pocos de Cataluña que tiene la entrada de la iglesia bajo mismo, cuando, normalmente, se accede por una abertura de la nave central. Últimamente, viviendas de segunda residencia y establecimientos turísticos se han extendido en semicírculo entre el casco antiguo y el próximo vecindario de la Torre, formando casi un continuo. La Torre, más al este, está formado por un grupo de casas presididas por la iglesia de San Julián, románica, restaurada modernamente. A mediodía los dos núcleos se encuentran las ruinas de la ermita de San Salvador. Llessui cuenta con el Museo del Pastor, un centro temático que pretende rendir homenaje a la actividad ganadera tradicional del Pallars y, por extensión, de todo el Pirineo. En este sentido, en el entorno del pueblo se pueden observar los restos de algunas bordas, edificaciones de piedra donde los pastores cerraban el rebaño por las noches. También están los restos de una estación de deportes de invierno, ahora en desuso, que datan de los años 60 y que fueron abandonadas en 1987. El dominio esquiable de Llessui ahora forma parte del sistema de Espot Esquí. Su situación en la ladera sureste del Parque Nacional de Aigüestortes y Lago de San Mauricio, que recientemente se ha ampliado todo encajando dentro de sus límites la Sierra de Rey, convierte esta población en la otra puerta de entrada, junto con Spot, del mencionado Parque en la comarca del Pallars Sobirà.

 

No te Pierdas……….

Visitar El Parc Nacional d’Aigüestortes i Estany de Sant Maurici. Con una extensión aproximada de 40.000 ha, este espacio natural esconde unos 200 lagos de alta montaña y multitud de ríos y cascadas que se encuentran entre picos que superan los tres mil metros de altura.

 

Sabias que……….

Fue rodada parte de la primera y segunda temporadas de la serie de Televisión de Cataluña, Gran Norte. Norte es, en realidad, Sorre.

Vall d’Àssua

El valle de Àssua es un valle de la comarca del Pallars Sobirà, en el Pirineo catalán, en los términos municipales de Rialb y de Sort.

Limita al oeste con la Vall Fosca, al norte, con el Parque Nacional de Aigüestortes y Lago de San Mauricio, y al sur y al este, con el valle del Noguera Pallaresa. El punto más bajo es la villa de Rialb, a 700 m de altitud, a ras de Noguera Pallaresa, y el más alto, el pico de Mainera, con 2.906 m. El clima del valle es mediterráneo de montaña y, a partir de los 1.500 m, alpino. Esto significa seco y soleado en verano, con las típicas tormentas de tarde, y frío y nival en invierno. El otoño y la primavera suelen ser lluviosas.

La configuran todo de torrentes que son la cabecera de lo que se llama en su tramo más bajo Torrent de San Antonio, formado por la unión del Barranco de Altron y del Río de Sall, que forman el sector occidental y noroccidental de Valle de Àssua.

El Barranco de Altron, por su lado, se forma por el acopio de todo de barrancos y torrentes de montaña: Barranco de los Rellos (con el de los Bodoluixos en la cabecera) y Barranco del Pamano (que recibe el Barranco de Tiesso, el de Rion, el de Escrita, el del Solanet, el de la Borda de Guisard, el del Triador, el de la Font des Vistas, el de la Solaneta diciembre Zorros, el del Collet, el del Bonyente, el de Comanaire, el del Clot, el de los Pacs, el de la comprobantes, el de Fitero, el de Llentenui, el des Solanes de Base, el del Salto y el de Fuente cardo, entre los principales).

Por otra parte, el Río de Sall se forma por la unión del Rialb, que viene del noroeste, y el Río de Caregue, que lo hace desde el noreste. El Rialb reúne todo de torrentes que baja de las laderas oriental del Montsent de Pallars y del antiguo circo glaciar, ahora valle fluvial, que tiene a su noreste, con el Pico de la Mainera como más significativo, que afluyen en el Río de Berasti. El Río de Caregue reúne los que provienen de las laderas surorientales del Bony de las Picardes y los meridionales del Jefe de Campmaior.
Los pueblos que la configuran son: Altron, Sorre, Saurí, Bernui y Llessui, pertenecientes al término municipal de Sort, y Escaso, Caregue, Surp, Rodés y Rialb, pertenecientes al de Rialb.

Rialp

EL MUNICIPIO
El actual municipio de Rialp, de 63,31 km2, es formó en 1969 con la anexión del término de Surp al tradicional de Rialp. El municipio limita al N con los términos de Espot y la Guingueta d’Àneu, al E con Llavorsí, el SE y al S con Soriguera y el SO y al O con Sort.
El término comprende dos sectores que corresponden a los antiguos municipios, a ambos lados del Noguera Pallaresa: el sector tradicional del término de Rialp se extiende principalmente a la izquierda del Noguera Pallaresa, en la zona de confluencia con el valle de Àssua; la parte de la derecha del río, donde está la llanura donde se asienta la villa de Rialp, centro del municipio, es muy estrecha, y la de la izquierda, donde están los pueblos agregados de Beraní y de Roní, s adentra por las laderas izquierdas de la Ribalera (el Romadriu constituye, en parte, el límite hasta su confluencia con la Noguera).
Las tierras del antiguo término municipal de Surp extienden a la derecha del Noguera Pallaresa y comprenden un amplio sector del N del valle de Àssua (todo el valle del río de Caregue y las laderas izquierdas del río de San Antonio hasta cerca de Rialp).
El valle del Noguera, salvo la llanura abierta a la desembocadura del río de San Antonio (que se forma por la unión del Rialp, o río de Berasti, y el de Caregue), es encajada entre los grandes macizos que marcan el límite entre los altos valles de origen glaciar y la ribera de Sort, menos altiva y abierta a las influencias mediterráneas. El sector de la izquierda del Noguera Pallaresa, muy abrupto y roto, está formado por las laderas NO de la cima de la Torreta del Orri o cerro del Orri de Rubió, que alcanza los 2.437 m (ya en Soriguera), dentro la alineación montañosa que separa la coma de Rubió de la Ribalera.
A la derecha de la Noguera el término se configura básicamente siguiendo el valle del río de Caregue, salvo la cabecera estricta, que se adentra en el término vecino de Espot, bajo la cima de las Picardes (2.801m), y al de La Guingueta d’Àneu (aserrado del Pozo y cerro del Duque). El valle sigue la dirección N-S; las vertientes derechos, a poniente, limitan con el término de Sort por una cresta donde destaca la roca de la Portella (2.375 m), entre los cuellos de la Portella de Arriba y de la Portella de Abajo, continuada por el bulto de Arquer y la loma de Caregue; las vertientes izquierdas son separados del término de Llavorsí por la cresta marcada por el Cabo Mayor (2.055 m) y continuada por la Collada de Rat y por la del Cantón hasta el pico de Matanegra (2.082 m). El límite SO es marcado por Rialp, o río de Berasti, y luego por el de San Antonio. El sector, fuera ya del valle de Àssua, es separado del de Llavorsí (sector de San Romano de Tavèrnoles) por una cresta donde destaca el cerro de la Fuente Fría (2.035 m).
El término comprende la villa de Rialp, jefe administrativo del municipio, y los pueblos de Surp, Beraní (o Bran), Caregue, Escaso, Rodés y Roní, el santuario de la Montaña y los restos del antiguo monasterio de Oveix.

LA POBLACIÓN
El municipio ha sido uno de los que ha mantenido un importante potencial demográfico en la comarca. Ya en 1378, con 31 fuegos, 6 de los cuales pertenecían a Beraní, Rialp era una de las primeras poblaciones del Pallars y el 1553, con 44 fuegos, 2 de los cuales estaban en Roní, sólo era superada por Sort. En el siglo XVIII, el conjunto del término tradicional de Rialp pasó de 333 hab. en 1718 a 528 hab. en 1787, y en el momento de máximo progreso demográfico, en 1860, tenía 750 hab. Después, sufrió oscilaciones (506 hab. En 1900, 611 hab. En 1920 y 523 hab. En 1930). Posteriormente, ya pesar de un aumento que se produjo hacia el 1970, la tendencia es regresiva: 491 hab. en 1960.
El 1553, el conjunto de los núcleos del tradicional término de Surp tenía 42 fuegos (15 de Surp, 12 de Caregue, 8 de Escaso y 7 de Rodez) y en el siglo XVIII pasó de 264 hab. en 1718 a 305 hab. en 1787. Alcanzó un máximo de 546 hab. en 1860, luego bajó y se estabilizó en torno a los 400 hab. hasta la Guerra Civil de 1936-39. En 1940, la población disminuyó a 299 hab., 230 hab. en 1950, y subió a 263 hab. en 1960.
El primer censo conjunto del municipio registraba un total de 656 hab. para el año 1970, que en 1981 se había reducido a 415 hab. Dencia de este momento, la población experimentó una cierta mejora, con 466 hab. en 1991 y 533 hab. en 1999.
Durante el período que transcurre entre los años 2001 y 2009, Rialp ha experimentado un crecimiento en su población de 137 personas, con un total de 656 habitantes registrados en 2009. Un crecimiento superior al ponerlo en relación con los crecimientos de población, en el mismo periodo temporal, del conjunto de la comarca del Pallars Sobirà y de la provincia de Lleida, territorios con un menor incremento poblacional en términos relativos. Desde el año 2009 hasta el 2011, la población incrementó hasta los 664 habitantes en 2011.

LA ECONOMIA
La posición central de Rialp, entre los valles pirenaicos y los pequeños valles de erosión de influencia mediterránea, le ha dado un particular dinamismo económico, en el que se combinan las actividades agrícolas y las menestrales que servían el mercado comarcal. Tradicionalmente, la población vivía del cultivo de los cereales, la vid, los pastos para el ganado ovino y la explotación de los bosques de sobaco.
En el siglo XVIII, se inició la recría de ganado mular, en el primer cuarto del siglo XX se introdujo la patata, y en los años treinta del siglo XX, la ganadería bovina para la producción lechera. En cuanto a la agricultura, Madoz, a mediados del siglo XIX, cuenta que se hacía centeno, trigo, cebada, heno, patatas, nueces, almendras, manzanas, peras, ciruelas, cerezas e higos y se criaba ganado de lana y vacuno. Además, había varias actividades menestrales: una máquina de cardar lana y de hilar, dos batanes, un aserradero y una alfarería de obradores, la mayor parte destinados a la preparación del cáñamo, con el que se hacían cuerdas, cordeles de toda tipo y sacos. Estas actividades prácticamente han desaparecido. A finales del siglo XIX, sin embargo, se aprovechaban también los bancales construidas en los inclinados laderas de la montaña de Rodez, tal como explica A. Young en el libro Viaje a Cataluña: A Rodés subimos una montaña rocosa y encontramos de repente viñas y árboles frutales, aunque todavía tenemos nieve a la vista. A medida que vamos bajando [se refiere al alto Pallars hacia la Cuenca de Tremp], vemos que es cultivado todo lo que tiene posibilidades de serlo. A finales del siglo XX, la agricultura fue destinada a la producción de forraje y cereales. El término contaba con un buen número de pastos para la cría del ganado ovino, bovino y equino.
En cuanto a la industria, destaca la empresa que gestiona las pistas de esquí de Port-Ainé y una planta embotelladora de agua (1989). Aunque mantiene el carácter de centro de servicios, Rialp es un municipio donde se combinan la economía agrícola y ganadera y un potencial turístico favorecido, por un lado, por las instalaciones de deportes de invierno (las pistas de esquí de la estación de Port-Ainé) y, por otro, por las actividades de aventura que se promueven en verano. Todo ello conlleva que el término disponga de una notable oferta de alojamientos como hoteles, pensiones y residencias casa de campo.
La economía de Rialp, en la actualidad, gira en torno al sector terciario. Es un pueblo centrado en el turismo, su buena situación geográfica dentro de un entorno natural privilegiado hace que el municipio sea centro de actividad turística durante buena parte del año.
La oferta para la práctica del esquí y los diferentes alojamientos para visitantes existentes no sólo en Rialp sino también al resto de núcleos de población del municipio, contribuyen a desarrollar el sector.
El último trimestre del año es cuando el sector terciario acusa una menor actividad.
Para las arcas municipales, la principal fuente de ingresos se genera a través de una central hidroeléctrica situada en el barranco de San Antonio.
El sector primario es un sector en decadencia, con un creciente envejecimiento de la población que se dedica. En la comarca hay denominaciones de origen del ganado ovino, vacuno y caballar (potro) que producen una excelente carne ecológica.
Tradicionalmente, Rialp ha sido un municipio de gente emprendedora dedicada al desarrollo de diversos oficios a través de los cuales el pueblo mantuvo una merecida fama y que lo alzó como referencia comarcal en el desarrollo de oficios.

SU HISTORIA
El castillo de Rialp aparece relativamente tarde en la documentación: el 1262-63, cuando surgieron los primeros conflictos entre su señor, los Bellera, y el conde de Pallars debido a la jurisdicción criminal de la ciudad, y en 1281, tras la revuelta de la nobleza catalana entre la que se destacó el conde de Pallars contra la monarquía, año que el tenía en haga Ponç de Ribelles, que lo puso en manos del rey Pedro. Consta el mismo 1281 en el dominio de la baronía de Bellera, con todo el valle de Àssua, y pronto adquirió un papel de centro de estas posesiones (la habían precedido, como centros del valle de Àssua, Torena dentro de Llessui y el castillo de Malavella, no identificado) porque estaba mejor comunicado en el camino hacia el Valle de Aran y Francia. En el siglo XV pasó por venta (con todo el valle) a los condes de Foix y vizcondes de Castellbó, que no pudieron tomar posesión real hasta 1460 debido a pleitos. Como fortaleza importante del sector, tuvo un papel destacado en la guerra contra Juan II, en la que los Foix-Castellbó lucharon contra la Generalidad a favor del soberano, enfrentados con el conde de Pallars, leal en el país.
Fue jefe del cuartel de Rialp y Àssua, uno de los cinco en que se dividía el vizcondado de Castellbó (que comprendía también el valle de Baiasca). A finales del siglo XV, tenía la castlania de Rialp y del valle de Àssua el cabecilla Juan Xiberri, dijo el Matxicot, que había luchado al servicio de los Foix en Navarra y fue veguer del vizcondado de Castellbó. Como todos los bienes catalanes del vizcondado, pasó a la reina Germana de Foix (1513), confiscados por Fernando II en la reina Catalina de Navarra (que era a la vez condesa de Foix y vizcondesa de Castellbò) y, tras la infeudación a Luis Oliver de Boteller (1528), volvió, años más tarde de la muerte de Hermana, a la corona (1548). En el censo del 1718, Rialp (y también Beraní y Roní) figura como lugar realengo, pero en la relación de 1831 de Galobardes, Rialp es mencionado, con el pueblo de Roní, como dominio de los vizcondes de Castellbó (y Beraní, los Cardona-Pallars). En Rialp hubo un priorato de la orden de los hospitalarios que dependía del pedido de Susterris.
El castillo de Surp es mencionado desde el 1126 y aparece a menudo en la documentación como uno de los lugares importantes en las transacciones que sufrieron estos dominios (baronía de Bellera, paso en el siglo XV a los vizcondes de Castellbó y condes de Foix, retorno a la corona en mediados del siglo XVI). El valle de Escaso, con sus castillos y lugares (Escaso, Caregue, Rodez), también es mencionada desde finales del siglo XI. Tras el retorno a la corona, los lugares s’infeudaren nuevamente y en el censo de 1718 Surp es realengo, pero Caregue, Escaso y Rodés son de Bernat Areny (Rodez, compartido con el duque de Cardona), ya finales del Antiguo Régimen, en la relación de Galobardes del 1831, Surp continúa realengo, Escaso, del marqués de Llo, y Caregue y Rodés, de N. Minoves (Rodez es compartido también con el marqués de Pallars, título que tenían los mismos duques de Cardona ). Un caso aparte fue el monasterio de Oveix, que tuvo una historia anterior.

LA VILA DE RIALP
La historia ha dejado interesantes vestigios en Rialp que cuentan con un gran interés arquitectónico e histórico. La misma villa principal aún conserva las migradas restos del castillo.
El centro de la ciudad mantiene un cierto aire medieval, sobre todo en la calle del Medio, con interesantes soportales en el recorrido. También se puede encontrar la Torre den Virós, que formaba parte de la antigua muralla y que hoy es una vivienda particular. La iglesia parroquial, dedicada a la Virgen de Valldeflors, es un templo característico de los valles pirenaicos.
También podemos visitar la capilla de San Cosme y San Damián y el portal de la Mola, de estilo gótico y que encontramos en la plaza de las Escuelas. Para terminar el recorrido, podemos visitar el puente de Santa Catalina, una obra de origen moderno.
De la primera industrialización encontramos, en el pueblo de Rialp, la Mola de Bellera, la calle del Boteral y los restos de la fábrica de lana.
Si queremos descubrir la vida tradicional en el Pallars y la economía de autosuficiencia de estas tierras, nos podemos adentrar por Rialp y caminar por la calle del Raval, calle de oficios y menestrales. También se pueden visitar los diferentes lavaderos y el Colomer del camino de la Canerilla.
Rialp ha hecho perdurar el baile de los Rigodons, gracias al Ayuntamiento de Rialp y del Esbart Dansaire de Rialp, con una herencia que se ha ido transmitiendo de padres a hijos. Actualmente, se baila principalmente en la plaza de Arriba para las fiestas, destacamos la Fiesta Mayor (15 de agosto) y San Cosme y San Damián (26 septiembre).


Surp

SU HISTORIA

El pueblo de Surp alza a 1 040 m de altitud, en una cuesta al pie del Bony Negro, dominando la confluencia del río de San Antonio con la Noguera Pallaresa, y la villa de Rialp. Actualmente tiene 33 habitantes. Formó parte del Vizcondado de Castellbó. En el año 1351 vivían unas 40 personas.
Fue jefe de distrito municipal, con ayuntamiento propio y contaba con los agregados de Rodés, Escaso y Caregue con un total de 384 habitantes a mediados del siglo XIX. En 1969 Surp y todo su municipio se incorporaron en el Ayuntamiento de Rialp.

MONUMENTOS
La parroquia de Sant Iscle y Santa Victoria está dedicada a los hermanos mártires San Acisclo y Santa Victoria. El templo actual es románico, con modificaciones posteriores, tiene un altivo campanario de planta cuadrada con ventanas geminadas y un bonito ábside con arcos y bandas lombardas.
El ábside había sido adornado con pinturas murales que desgraciadamente, fueron arrancadas de su lugar y ahora lucen repartidas entre el Museo Diocesano de la Seo de Urgel (fragmento más grande de la decoración absidal), el Museo Nacional de Arte de Cataluña – MNAC- (fragmento del apóstol Juan bajo arcada y sosteniendo el libro) y el resto está en Estados Unidos de América, en el Art Museum de la ciudad de Toledo, Ohio (un fragmento con los apóstoles Santiago y Felipe).
La iglesia de Surp, se encuentra actualmente en fase de estudio y mantenimiento.
Destacamos también la Ermita de Sant Quirze y San Quiri, la Calle del Castillo (antiguo castillo de Surp), y La Casa Beltran, obra popular del siglo XVII.

ECONOMIA
Población de costumbres tradicionales referentes a la actividad económica del campo, la ganadería y la trashumancia.

FIESTAS
La Fiesta Mayor se celebra el tercer domingo de septiembre.

TURISMO
Naturaleza, fauna, zona periférica del Parc Nacional d’Aigües tortes i estany de Sant Maurici.
Conjunto arquitectónico del núcleo de Surp.


Escàs

HISTORIA
El pueblo de Escàs se encuentra situado a 1.007 m de altitud, en el valle de Àssua, a la izquierda del río de Caregue y ante la confluencia con el río Rialb. Preside el pequeño grupo de casas la Iglesia de Santa Coloma, sufragánea de la de Caregue.
El pueblo es pequeño y poco afectado por las influencias modernas. La población está adosada, de forma natural, sobre la pendiente y la superposición de los diferentes niveles de una gran peña.
Calles estrechas sobre los que casi se tocan los tejados de las casas. Puentes estrechos entre ellas y pasadizos subterráneos que manifiestan la falta de espacio.

MONUMENTOS
Restos del castillo, la Iglesia Parroquial de Santa Coloma, del siglo XVIII, entre otros.

FIESTAS
Fiesta en honor a Santa Coloma, patrona del pueblo: 1 de enero.
Fiesta mayor: el segundo fin de semana de agosto.

COSTUMBRES
Población de costumbres tradicionales referentes a la actividad económica del campo, la ganadería y la trashumancia.

TURISMO
Naturaleza y fauna. Zona periférica del Parque Nacional de Aigüestortes y Lago de San Mauricio. Vistas hacia el Montsent de Pallars.
Río de San Antonio. Trashumancia hacia el Urgell. Cama de Cabanera.


Lugares para Visitar en el Mapa

 

Bonita ruta donde partiendo desde Rialp recorreremos algunos de los pueblos mas significativos de La Vall d´Assua: Altron, Saurí, Llessui, Sorre, Escàs i Surp. La ruta esta señalizada por marcas y círculos amarillos.


RUTA WIKILOC

DESCARGAS
Medio
12fuera de 5
Itinerario
12fuera de 5
Desplazamiento
12fuera de 5
Esfuerzo
16fuera de 5

3.25

3.25 fuera de 5
Moderado

Etiquetas asignadas a esta ruta
RialpVall d´Assua

Rutas Relacionadas

Circular Viladrau: A Matagalls por Sant Segimon

  Ruta algo dificil, sobre todo la vuelta. Comenzamos la ruta en el parking del restaurant La Solana (carretera GI-250,

Congost de Mont-Rebei por La Masieta

Ruta fácil que comienza en el parking de La Masieta (No es gratuito, cuesta 4€ todo el dia) con un

De Sant Quirze de Besora als Bufadors

La Ruta comienza en la estación de RENFE de Sant Quirze de Besora. Detrás de la estación comienza la GR-210

Sin Comentarios

Escribir un comentario
¡Sin Comentarios Aún! You can be first to comment this post!

Escribir Un Comentario

Su dirección E-mail no será publicada
Los campos marcados son necesarios*